Hidroclorotiazida para que sirve

Formato pdf

Fecha de publicación: 9 de octubre de 2018

Categoría: medicamentos de uso humano, seguridad
Referencia: MUH (FV), 13/2018

Los resultados de dos estudios epidemiológicos realizados en Dinamarca indican un posible aumento del riesgo de desarrollo de carcinoma basocelular y espinocelular en pacientes sometidos a tratamientos continuados y prolongados con hidroclorotiazida, que podría explicarse por su acción fototóxica.

Se recomienda:

  • Reconsiderar el uso de hidroclorotiazida en pacientes con antecedentes de cáncer de piel no melanocítico.
  • Vigilar la presencia de alteraciones cutáneas en pacientes que reciben tratamientos prolongados con hidroclorotiazida e informarles de las precauciones a adoptar en relación con la exposición solar.

La hidroclorotiazida es una tiazida diurética indicada para el tratamiento de hipertensión arterial; edema asociado a insuficiencia cardiaca, renal o hepática; diabetes insípida e hipercalciuria idiopática.

En España, se encuentra comercializada bajo un amplio número de nombres comerciales. Se puede consultar la lista completa de los mismos a través del Centro de Información online de medicamentos (CIMA) de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios.

El Comité para la Evaluación de Riesgos en Farmacovigilancia europeo (PRAC) ha finalizado recientemente una evaluación de los riesgos de la hidroclorotiazida iniciada tras conocerse los resultados de dos estudios epidemiológicos1,2 llevados a cabo con datos procedentes de bases de datos danesas, que mostraban una asociación entre la administración de este diurético y un incremento de riesgo de cáncer cutáneo no melanocítico (carcinoma basocelular y carcinoma espinocelular). El riesgo observado en los estudios aumentaba con la dosis total de hidroclorotiazida acumulada desde el inicio del tratamiento.

Tras la revisión realizada de los dos estudios mencionados así como del resto de información disponible procedente de la literatura médica, el PRAC ha concluido lo siguiente:

  • En base a los estudios daneses, en pacientes expuestos a hidroclorotiazida, con dosis acumuladas de 50.000 mg o superiores, el riesgo de carcinoma basocelular podría incrementarse en 1,3 veces y el riesgo de carcinoma espinocelular en 4 veces. Dosis acumuladas superiores se asociaban con un riesgo mayor. Una dosis acumulada de 50.000 mg correspondería por ejemplo, al uso diario de 12,5 mg de hidroclorotiazida durante aproximadamente 11 años.
  • Existe un mecanismo biológico plausible que podría explicar este aumento de riesgo ya que este principio activo tiene actividad fotosensibilizante.
  • No se ha observado un incremento en el riesgo de desarrollo de cáncer de piel tipo melanocítico.

En España, la incidencia del carcinoma basocelular se estima en 253,23 (IC 95%: 273,01-269,45)/100.000 personas-año y la incidencia de carcinoma espinocelular en 38,16 (IC 95%: 31,72-39,97)/100.000 personas-año3. La AEMPS está llevando a cabo un estudio con datos procedentes de la base de datos BIFAP con objeto de obtener información sobre esta asociación en la población española.

La AEMPS está llevando a cabo un estudio con datos procedentes de la base de datos BIFAP con objeto de obtener información sobre esta asociación en la población española.

En base a las conclusiones expuestas, la AEMPS recomienda a los profesionales sanitarios:

  • Reconsiderar el uso de hidroclorotiazida en pacientes con antecedentes de cáncer de piel no melanocítico.
  • Solicitar valoración especializada en caso de lesiones cutáneas con sospecha de malignidad.
  • Informar a los pacientes en tratamiento con hidroclorotiazida acerca de este posible aumento de riesgo tras tratamientos prolongados y advertirles sobre:

    • La necesidad de limitar la exposición excesiva al sol y/o rayos ultravioleta y de usar fotoprotección solar adecuada.
    • La conveniencia de revisar periódicamente la piel y de consultar con un médico en caso de que aparezcan lesiones cutáneas sospechosas (o de que cambien de aspecto las ya existentes).

Las fichas técnicas y prospectos de todos los medicamentos que contienen hidroclorotiazida se actualizarán para incluir esta información.

Finalmente se recuerda la importancia de notificar todas las sospechas de reacciones adversas a través del formulario electrónico disponible en la web www.notificaram.es

1 Arnspang S, Gaist D, Johannesdottir Schmidt SA, et al. Hydrochlorothiazide use and risk of non-melanoma skin cancer: A nationwide case-control study from Denmark. J Am Acad Dermatol 2018;78:673-81.e9.

2 Pottegard A, Hallas J, Olesen M, et al. Hydrochlorothiazide use is strongly associated with risk of lip cancer. J Intern Med 2017;282(4):322-31.

3 Tejera-Vaquerizo A, Descalzo-Gallego MA, Otero-Rivas MM y cols. Incidencia y mortalidad del cáncer cutáneo en España: revisión sistemática y metaanálisis Actas Dermo-Sifiliogr 2016; 107:318-28.

Mantenga este medicamento en el envase original, cerrado herméticamente y fuera del alcance de los niños. Almacénelo a temperatura ambiente y lejos del exceso de calor y humedad (no en el baño). No permita que el líquido o las cápsulas se congelen.

Es importante que mantenga todos los medicamentos fuera de la vista y el alcance de los niños, debido a que muchos envases (tales como los pastilleros de uso semanal, y aquellos que contienen gotas oftálmicas, cremas, parches e inhaladores) no son a prueba de niños pequeños, quienes pueden abrirlos fácilmente. Con el fin de protegerlos de una intoxicación, siempre use tapaderas de seguridad e inmediatamente coloque los medicamentos en un lugar seguro, uno que se encuentre arriba y lejos de su vista y alcance. http://www.upandaway.org/es/

Los medicamentos que ya no son necesarios se deben desechar de una manera apropiada para asegurarse de que las mascotas, los niños y otras personas no puedan consumirlos. Sin embargo, no debe desechar estos medicamentos por el inodoro. En su lugar, la mejor manera de deshacerse de sus medicamentos es a través de un programa de devolución de medicamentos. Hable con su farmacéutico o póngase en contacto con su departamento de basura/reciclaje local para conocer acerca de los programas de devolución de medicamentos de su comunidad. Consulte el sitio web de la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA), (https://goo.gl/xRXbPn) para obtener más información de cómo desechar de forma segura los medicamentos, si no tiene acceso al programa de devolución de medicamentos.

READ  Cuantos minutos tiene una hora

Aspectos importantes de la hidroclorotiazida

  1. La tableta oral de hidroclorotiazida solo está disponible como medicamento genérico.
  2. La presentación de hidroclorotiazida es en tabletas o cápsulas para tomar por vía oral.
  3. La tableta oral de hidroclorotiazida está indicada para tratar la presión arterial alta y la inflamación causada por insuficiencia cardíaca, daño hepático y ciertos medicamentos.

¿Qué es la hidroclorotiazida?

La hidroclorotiazida es un medicamento recetado. Su presentación es en tabletas o cápsulas para tomar por vía oral.

La tableta oral de hidroclorotiazida solo está disponible en forma genérica. Los medicamentos genéricos suelen costar menos que los de marca.

Para qué se usa

La hidroclorotiazida está indicada para tratar la presión arterial alta. También se usa para tratar la inflamación causada por insuficiencia cardíaca, daño hepático (cirrosis) y por tomar medicamentos llamados corticosteroides o estrógenos. También puede ayudar a tratar los edemas causados por problemas renales.

Este medicamento se puede usar solo o en combinación con otros medicamentos.

Cómo funciona

La hidroclorotiazida pertenece a una clase de medicamentos llamados diuréticos tiazídicos. Una clase de medicamentos es un grupo de fármacos que actúan de manera similar. Estos medicamentos se suelen usar para tratar afecciones similares.

No se sabe exactamente cómo actúa la hidroclorotiazida. Se cree que actúa para eliminar el exceso de sal y agua del cuerpo. Esta acción evita que el corazón trabaje intensamente para bombear sangre, lo que reduce la presión arterial y reduce la hinchazón.

Efectos secundarios de la hidroclorotiazida

La hidroclorotiazida puede provocar efectos secundarios leves o graves. La siguiente lista contiene algunos de los principales efectos secundarios que pueden presentarse al tomar hidroclorotiazida. Esta lista no incluye todos los posibles efectos secundarios.

Para obtener más información sobre los posibles efectos secundarios de la hidroclorotiazida, o consejos sobre cómo abordar un efecto secundario preocupante, habla con tu médico o farmacéutico.

Efectos secundarios más comunes

Los efectos secundarios más comunes que pueden producirse con la hidroclorotiazida incluyen:

  • presión arterial más baja de lo normal (especialmente al levantarse después de estar sentado o acostado)
  • mareos
  • dolor de cabeza
  • debilidad
  • disfunción eréctil (dificultad para conseguir o mantener una erección)
  • hormigueo en manos, piernas y pies

Estos efectos pueden desaparecer en unos días o en un par de semanas. Si son más graves o no desaparecen, es necesario que hables con tu médico o farmacéutico.

Efectos secundarios graves

Llama a tu médico de inmediato si tienes efectos secundarios graves. Llama al 911 si sientes que tus síntomas ponen en peligro tu vida o si crees que estás teniendo una emergencia médica. Los efectos secundarios graves y sus síntomas pueden incluir los siguientes:

  • reacciones graves en la piel como el síndrome de Stevens-Johnson y la dermatitis exfoliativa, cuyos síntomas incluyen:
    • erupción cutánea dolorosa
    • descamación de la piel y ampollas
    • fiebre
    • llagas bucales
  • insuficiencia renal, con síntomas como:
    • debilidad
    • dificultad para respirar
    • cansancio
    • confusión
    • ritmo cardíaco anormal o dolor en el pecho
    • producción de menos orina de lo normal
    • mayor inflamación en las piernas, los tobillos o los pies
  • visión borrosa, con síntomas como:
    • dolor ocular
    • dificultad para ver

La hidroclorotiazida puede interactuar con otros medicamentos

La tableta oral de hidroclorotiazida puede interactuar con una variedad de medicamentos. Las diferentes interacciones pueden causar diferentes efectos. Por ejemplo, algunos pueden interferir con la eficacia de un medicamento, mientras que otros pueden aumentar los efectos secundarios.

Abajo se muestra una lista de medicamentos que pueden interactuar con la hidroclorotiazida. Esta lista no contiene todos los medicamentos que pueden interactuar con la hidroclorotiazida.

Antes de tomar hidroclorotiazida, asegúrate de informar a tu médico y farmacéutico sobre todos los medicamentos recetados, de venta libre y otros que tomas actualmente. También infórmale sobre las vitaminas, hierbas y suplementos que usas. Compartir esta información puede ayudarte a evitar posibles interacciones.

Si tienes preguntas sobre las interacciones con medicamentos que podrían afectarte, consulta a tu médico o farmacéutico.

Barbitúricos

Si tomas estos medicamentos con hidroclorotiazida, tu presión arterial puede bajar demasiado. Podrías tener síntomas como sentirte mareado al ponerte de pie después de estar sentado o acostado. Los ejemplos de estos medicamentos incluyen:

  • fenobarbital
  • pentobarbital

Litio

En general, el litio no debería tomarse con hidroclorotiazida. Eso se debe a que la hidroclorotiazida hace que la eliminación de litio del cuerpo sea más lenta. Esto aumenta el riesgo de tener niveles altos de litio en el cuerpo, lo que puede causar efectos secundarios peligrosos.

Medicamentos para la presión arterial

Tomar hidroclorotiazida con otros medicamentos para la presión arterial puede hacer que la presión arterial baje demasiado. Los ejemplos de estos medicamentos incluyen:

  • inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina (ECA), como:
    • lisinopril
    • fosinopril
    • enalapril
  • bloqueadores del receptor de angiotensina (ARB), como:
    • losartan
    • valsartan
    • candesartan
  • Betabloqueadores como:
    • atenolol
    • metoprolol
    • bisoprolol
  • Bloqueadores de los canales de calcio, como
    • amlodipino
    • verapamil
    • diltiazem

Medicamentos para disminuir el colesterol en la sangre

Tomar hidroclorotiazida con ciertos medicamentos que reducen los niveles de colesterol puede disminuir la efectividad de la hidroclorotiazida. Esto significa que es posible que no funcione tan bien para tratar la presión arterial o la hinchazón. Los ejemplos de estos medicamentos para el control del colesterol incluyen:

  • colestiramina
  • colestipol

Corticosteroides

La hidroclorotiazida puede reducir los niveles de electrolitos. Tomar corticosteroides con hidroclorotiazida puede provocar una mayor pérdida de electrolitos (especialmente potasio). Los niveles bajos de potasio pueden causar estreñimiento, fatiga, degradación muscular y debilidad. Los ejemplos de estos medicamentos incluyen:

  • prednisona
  • metilprednisolona

Medicamentos para el control de la diabetes

La hidroclorotiazida puede provocar niveles altos de azúcar en sangre. Si tomas hidroclorotiazida junto con medicamentos para la diabetes, tu médico podría aumentar la dosis de tus medicamentos para la diabetes. Los ejemplos de estos medicamentos incluyen:

  • insulina
  • medicamentos orales para el control de la diabetes, como:
    • metformina
    • glimepirida
    • pioglitazona
    • sitagliptina

Narcóticos

Tomar hidroclorotiazida con narcóticos puede hacer que tu presión arterial baje demasiado. Podrías tener síntomas como sentirte mareado al ponerte de pie después de estar sentado o acostado. Los ejemplos de estos medicamentos incluyen:

  • morfina
  • codeína

Medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE)

Tomar AINE con hidroclorotiazida puede hacer que disminuya la efectividad de la hidroclorotiazida. Esto significa que es posible que no funcione tan bien para tratar la presión arterial o la hinchazón.

Si tomas un AINE con hidroclorotiazida, tu médico te monitoreará de cerca. Los ejemplos de estos medicamentos incluyen:

  • ibuprofeno
  • naproxeno

Relajantes musculares

Tomar hidroclorotiazida con tubocurarina, un relajante muscular, puede aumentar los efectos de la tubocurarina. Esto puede provocar efectos secundarios adicionales.

READ  Cuanto mide un a3

Cómo tomar la hidroclorotiazida

La dosis de hidroclorotiazida que el médico recete dependerá de varios factores. Entre ellos:

  • el tipo y la gravedad de la afección para la que usas la hidroclorotiazida
  • tu edad
  • la forma de hidroclorotiazida que tomas
  • otras enfermedades que puedas tener, como daño renal

Por lo general, el médico comenzará con una dosis baja y la ajustará con el tiempo para alcanzar la dosis adecuada. En última instancia, recetará la dosis más pequeña que proporcione el efecto deseado.

La siguiente información describe las dosis que se suelen usar o recomendar. Sin embargo, es importante tomar la dosis que recete el médico. El médico determinará la mejor dosis para satisfacer las necesidades del paciente.

Formas y concentración

Genérico: Hidroclorotiazida

  • Forma: tableta oral
  • Concentraciones: 12.5 mg, 25 mg y 50 mg

Dosis para hipertensión arterial

Dosis para adultos (de 18 a 64 años)

  • Dosis inicial habitual: 25 mg tomados por vía oral una vez al día.
  • Incrementos en la dosis: si la presión arterial permanece alta, el médico puede aumentar la dosis a 50 mg por día administrados en una sola dosis o en dos dosis divididas.

Dosis para niños (de 12 a 17 años)

  • Dosis inicial habitual: 25 mg tomados por vía oral una vez al día.
  • Incrementos en la dosis: si la presión arterial del niño permanece alta, su médico podría aumentar su dosis a 50 mg por día administrados en una sola dosis o en dos dosis divididas.

Dosis para niños (de 3 a 11 años)

  • Dosis habitual: 0.5 a 1 mg por libra por día, administrado en una sola dosis o en dos dosis divididas.
  • Dosis diaria máxima: 100 mg.

Dosis para niños (de 6 meses a 2 años)

  • Dosis habitual: 0.5 a 1 mg por libra por día, administrado en una sola dosis o en dos dosis divididas.
  • Dosis diaria máxima: 37,5 mg.

Dosis para niños (de 0 a 6 meses)

  • Dosis habitual: la dosis habitual es de hasta 1.5 mg por libra por día, administrada por vía oral en dos dosis divididas.

Dosis para adultos mayores (mayores de 65 años)

No hay recomendaciones específicas respecto a la dosificación para adultos mayores. Los adultos mayores pueden procesar los medicamentos más lentamente. Una dosis normal para adultos puede hacer que los niveles de este medicamento se eleven más de lo normal en tu cuerpo. Si eres un adulto mayor, es posible que necesites una dosis más baja o un programa de administración diferente.

Dosis para el edema

Dosis para adultos (de 18 a 64 años)

  • Dosis habitual: 25 mg a 100 mg al día, administrados en una sola dosis o en dos dosis divididas.
  • Terapia intermitente: muchas personas responden a la terapia intermitente. Esto significa que probablemente necesitarás tomar este medicamento cada dos días o durante tres a cinco días a la semana. Tomar el medicamento de esta manera permite que se reduzca el riesgo de un desequilibrio en tus electrolitos.

Dosis para niños (de 12 a 17 años)

  • Dosis habitual: 25 mg a 100 mg al día, administrados en una sola dosis o en dos dosis divididas.
  • Terapia intermitente: muchas personas responden a la terapia intermitente. Esto significa que probablemente tu hijo necesitará tomar este medicamento cada dos días o durante tres a cinco días a la semana. Al tomar el medicamento de esta manera, se reduce el riesgo de tu hijo de un desequilibrio en sus electrolitos.

Dosis para niños (de 3 a 11 años)

  • Dosis habitual: la dosis habitual es de 0.5 mg a 1 mg por libra por día, administrada en una sola dosis o en dos dosis divididas.
  • Dosis diaria máxima: 100 mg.

Dosis para niños (de 6 meses a 2 años)

  • Dosis habitual: 0.5 a 1 mg por libra por día, administrado en una sola dosis o en dos dosis divididas.
  • Dosis diaria máxima: 37,5 mg.

Dosis para niños (de 0 a 6 meses)

  • Dosis habitual: hasta 1.5 mg por libra por día, administrado por vía oral en dos dosis divididas.

Dosis para adultos mayores (mayores de 65 años)

No hay recomendaciones específicas respecto a la dosificación para adultos mayores. Los adultos mayores pueden procesar los medicamentos más lentamente. Una dosis normal para adultos puede hacer que los niveles de este medicamento se eleven más de lo normal en el cuerpo. Si eres un adulto mayor, es posible que necesites una dosis más baja o un programa de administración diferente.

Advertencias sobre la hidroclorotiazida

Este medicamento se presenta con varias advertencias.

Advertencia sobre desequilibrio de líquidos y electrolitos

Tu médico debe controlar tus niveles de líquidos y electrolitos mientras tomas hidroclorotiazida. Este medicamento puede provocar un desequilibrio de líquidos o electrolitos. Los síntomas pueden incluir:

  • boca seca
  • sed
  • debilidad
  • cansancio
  • intranquilidad
  • confusión
  • convulsiones
  • dolor muscular o cólicos
  • fatiga muscular
  • presión arterial más baja de lo normal
  • ritmo cardíaco más alto de lo normal
  • producir menos orina de lo normal
  • náusea o vómitos

Advertencia sobre problemas de la visión

La hidroclorotiazida puede causar visión borrosa y glaucoma. Los síntomas incluyen dolor de ojos y dificultad para ver. Estos problemas suelen presentarse horas o semanas después de comenzar a tomar este medicamento.

Informa a tu médico si tienes algún problema de visión mientras tomas este medicamento. Si tu visión se torna borrosa, puedes volver a ver con normalidad después de dejar de tomar este medicamento. Sin embargo, si no se trata, ciertos problemas de visión pueden derivar en pérdida permanente de la visión

Advertencia sobre alergia a las sulfonamidas

Si eres alérgico a medicamentos que contienen sulfonamida, no debes tomar este medicamento.

Advertencia sobre alergia

La hidroclorotiazida puede ocasionar una reacción alérgica grave. Los síntomas pueden incluir:

  • dificultad para respirar
  • inflamación de la garganta o lengua
  • urticaria

No tomes este medicamento de nuevo si alguna vez experimentaste una reacción alérgica. Volver a tomarlo podría ser mortal (podría causar la muerte).

Advertencia sobre el consumo de alcohol

Ingerir alcohol mientras tomas hidroclorotiazida puede hacer que tu presión arterial baje demasiado. Podrías tener síntomas como sentirte mareado al ponerte de pie después de estar sentado o acostado.

Advertencias para personas con determinadas enfermedades

Para personas con problemas renales: ten cuidado al tomar hidroclorotiazida si tienes una función renal deficiente. Los riñones son los responsables de eliminar este fármaco de tu organismo. Si tus riñones no funcionan como debieran, este medicamento puede acumularse en tu cuerpo y causar más efectos secundarios. Si tu función renal empeora, tu médico podría interrumpir tu tratamiento con este medicamento.

Para personas con riñones que no producen suficiente orina: no puedes tomar hidroclorotiazida si tus riñones no pueden producir suficiente orina. Este medicamento puede causar pérdida de electrolitos y líquidos, lo que puede hacer que produzcas incluso menos orina.

READ  Pensamiento convergente

Para personas con función hepática deficiente: usa este medicamento con precaución si tienes una función hepática deficiente o una insuficiencia hepática progresiva. La hidroclorotiazida puede provocar un desequilibrio de líquidos y electrolitos. Esto puede empeorar la función hepática.

Para personas con lupus: este medicamento puede provocar un brote de lupus.

Advertencias para ciertos grupos

Para mujeres embarazadas: la hidroclorotiazida es un medicamento en el embarazo con categoría B. Eso significa dos cosas:

  1. La investigación en animales no ha mostrado ningún riesgo para el feto cuando la madre toma el medicamento.
  2. No se han realizado suficientes estudios en humanos para demostrar si el medicamento representa un riesgo para el feto.

Habla con tu médico si estás embarazada o si planeas quedar embarazada. Los estudios en animales no siempre son un indicativo de la forma en que responderían los humanos. Por lo tanto, este medicamento solo debe usarse durante el embarazo si es evidentemente necesario.

Para mujeres durante la lactancia: la hidroclorotiazida puede pasar a la leche materna y causar efectos secundarios en un lactante. Habla con tu médico si estás amamantando a tu bebé. Es posible que debas decidir si dejar de amamantar o dejar de tomar este medicamento.

Para adultos mayores: los adultos mayores pueden procesar los medicamentos más lentamente. Una dosis normal para adultos puede hacer que los niveles de este medicamento se eleven más de lo normal en tu cuerpo. Si eres un adulto mayor, es posible que necesites una más baja o un programa diferente.

Tómala como se indica

La hidroclorotiazida se usa en tratamientos prolongados. Representa riesgos graves si no se toma según lo prescrito.

Si dejas de tomar el medicamento o no empiezas a tomarlo: la hinchazón y la presión arterial alta pueden empeorar. La presión arterial alta aumenta el riesgo de sufrir un ataque cardíaco o un derrame cerebral.

Si dejas de tomar el medicamento de forma repentina, tu hinchazón puede aumentar y tu presión arterial puede subir rápidamente. La presión arterial alta aumenta el riesgo de sufrir un ataque cardíaco o un derrame cerebral.

Si omites dosis o no tomas el medicamento conforme a tu programa: es posible que el medicamento no funcione como debe o que pierda por completo su efectividad. Para que este medicamento funcione bien, es necesario que haya una cierta cantidad en tu cuerpo en todo momento.

Si tomas demasiado: si tomas demasiada hidroclorotiazida, tus niveles de presión arterial pueden bajar demasiado. Es posible que te sientas débil o mareado.

Si crees que has tomado demasiado de este medicamento, llama a tu médico o busca orientación en la Asociación Estadounidense de Centros de Control de Envenenamientos (American Association of Poison Control Centers) al 800-222-1222 o ingresa a su herramienta en línea. Pero si tus síntomas son graves, llama al 911 o ve de inmediato a la sala de emergencias más cercana.

Qué debes hacer si omites una dosis: si olvidas tomar tu dosis, tómala tan pronto como lo recuerdes. Si solo faltan unas pocas horas para la próxima dosis, espera y toma solo una dosis en ese momento. Nunca trates de ponerte al día tomando dos dosis al mismo tiempo. Esto podría provocar efectos secundarios peligrosos.

Cómo saber si el medicamento está funcionando: tu presión arterial debería haber bajado o la hinchazón en tus piernas y pies debería haber mejorado.

Tu médico controlará tu presión arterial durante las citas de control. También puedes controlar tu presión arterial en casa. Lleva un registro con la fecha, la hora del día y las lecturas de tu presión arterial. Lleva este registro a tus citas con el médico.

Consideraciones importantes para tomar hidroclorotiazida

Toma en cuenta estas consideraciones si tu médico te receta hidroclorotiazida.

General

  • Puedes tomar hidroclorotiazida con o sin alimentos.
  • Toma este medicamento por la mañana, no por la noche. Es posible que orines más al tomar este medicamento. Tomarlo por la noche puede hacer que necesites levantarte para ir al baño.
  • Puedes triturar las tabletas de hidroclorotiazida.

Almacenamiento

  • Guarda la hidroclorotiazida a una temperatura entre 68 °F y 77 °F (20 °C y 25 °C).
  • Mantén este medicamento lejos de la luz.
  • No guardes este medicamento en áreas húmedas, como baños.

Suministro

La receta de este medicamento se puede volver a suministrar. No deberías necesitar una nueva receta para surtir este medicamento. Tu médico anotará la cantidad de suministros autorizados en tu receta.

Viajes

Cuando viajes y necesites tomar tu medicamento:

  • Llévalo siempre contigo. Si vas en avión, nunca lo pongas en el equipaje despachado. Llévalo en tu bolso de mano.
  • No te preocupes por las máquinas de rayos X del aeropuerto. No causan daño a tu medicamento.
  • Es posible que debas mostrar la etiqueta de la farmacia de tu medicamento al personal del aeropuerto. Lleva siempre contigo el envase con la etiqueta original del medicamento.
  • No coloques este medicamento en la guantera de tu automóvil ni lo dejes en el auto. Asegúrate de evitar hacer lo anterior cuando haya mucho calor o mucho frío.

Autocontrol

Es posible que debas controlar tu presión arterial en casa. Es una buena idea que lleves un registro con la fecha, la hora del día y las lecturas de tu presión arterial. Lleva este registro a tus citas médicas.

Compra aparatos de control de la presión arterial.

Control en la clínica

Durante el tratamiento con este medicamento, es posible que tu médico controle tus niveles de potasio. Esto ayudará a asegurarte de que no sufras ningún desequilibrio.

¿Existen otras alternativas?

Hay otros medicamentos disponibles para tratar tu afección. Algunos pueden ser más convenientes para ti que otros. Habla con tu médico sobre posibles alternativas.

Exención de responsabilidades: Medical News Today ha hecho todo lo posible para asegurarse de que toda la información sea objetivamente correcta, exhaustiva y actualizada. Sin embargo, este artículo no debe utilizarse como un sustituto del conocimiento y la experiencia de un profesional de la salud con licencia. Siempre debes consultar a tu médico u otro profesional de la salud antes de tomar cualquier medicamento. La información del medicamento contenida en este documento está sujeta a cambios y no pretende cubrir todos los usos, instrucciones, precauciones, advertencias, interacciones de medicamentos, reacciones alérgicas o efectos adversos posibles. La ausencia de advertencias u otra información para un medicamento determinado no indica que el medicamento o la combinación de medicamentos sea seguro, efectivo o apropiado para todos los pacientes o para todos los usos específicos.

Leer el artículo en inglés

You May Also Like

Deja una respuesta

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada. Los campos obligatorios est谩n marcados con *